estrategias para la motivacion laboral

A lo largo de nuestra vida profesional, la motivación laboral es un aspecto vital para desempeñar correctamente el trabajo que tenemos que llevar a cabo. Sin duda, es un elemento de elevada importancia y por el que las empresas están apostando cada vez más en los últimos tiempos. Estas buenas medidas empresariales pueden hacer más productivo al trabajador y en el artículo de esta semana vamos a repasar algunas de ellas.

Es necesario tener en mente que nuestras emociones están muy relacionadas con el desarrollo de las funciones en nuestro trabajo. Además, estas emociones vienen muy ligadas a la motivación. Cuando nos falta esa pizca de interés  y no nos encontramos realizados con el trabajo que desempeñamos, esto nos va a pasar factura y la productividad será mucho menor que si estamos realmente motivados.

Participación en la empresa

La integración y participación del trabajador es algo esencial para este y es vital que los empleados se sientan parte importante de la empresa donde están contratados. Desde la llegada del trabajador hay que crear unas medidas de integración de los empleados en la organización. A su vez, es recomendable permitir la participación de los trabajadores y que aporten nuevas ideas que sean beneficiosas para la empresa y que mejoren diferentes aspectos de la compañía.

Colocar al trabajador en el puesto adecuado

Si integramos correctamente al trabajador en su lugar de trabajo su puesto debe estar asociado a los conocimientos y capacidades que este posea. Hablando de los aspectos que más se valoran en el ámbito laboral, la confianza y la autonomía son dos de los destacados. La autonomía del empleado genera más implicación y compromiso en el desempeño del trabajo, una necesaria autoevaluación y la estimulación de las habilidades personales para atajar los problemas del día a día.

técnicas de motivación laboral

Formación en la empresa

Cada vez es más notorio que contar con formación para los trabajadores en una empresa supone una motivación añadida a los empleados. Una buena formación es sinónimo de un mejor desarrollo profesional dentro de la compañía, que permitirá a los empleados adquirir nuevas habilidades y conocimientos para mejorar su situación laboral o incluso promocionar a otros puestos de mayor calado.

La importancia de los beneficios sociales

Los beneficios sociales, que consisten en destinar una parte del salario en prestaciones gratuitas, son otro factor importante a la hora de valorar una empresa. Desde el seguro médico, planes de pensiones, guardería, tickets de comida hasta ayudas escolares, son algunos de los servicios sin coste que las compañías proporcionan a sus trabajadores.

Cuando los salarios se congelaron consecuencia de la crisis económica mundial, muchas empresas crearon un sistema de beneficios sociales para compensar esa pérdida de poder adquisitivo de los trabajadores. Esta clase de ayudas gustan mucho a los empleados, más si cabe en momentos de recesión económica, donde las familias no cuentan con tantos recursos como querrían.

Apoyo al empleado

Si hay un aspecto concreto para valorar a una empresa positivamente, ese es preocuparse por el bienestar personal de sus empleados. La relación con los trabajadores debe estar basada en el trato cordial dentro de un entorno profesional, donde se trate a las personas con confianza y cercanía. Los empleados necesitan sentirse apoyados para desarrollar de la manera más eficaz las tareas que tienen que realizar.

En PlanB Talent Management nuestros expertos en gestión de talento te ofrecen un método totalmente personalizado con el objetivo de ayudar a las empresas a materializar sus objetivos. Además, somos una empresa de consultoría en recursos humanos donde generamos un diseño estructural que versa en el talento y las habilidades que ofrece cada puesto laboral.